ALEJANDRA MUNGUÍA CAMBRÁN

Sinceramente me importaría un comino si en Estados Unidos  ocurrieran a diario matanzas en las escuelas, centros comerciales, clubes nocturnos o dónde fuera, si ese nulo control en la venta de armas no estuviera aprovechado por los malosos de este país; eso es lo que me puede y que un pecoso de poca monta utilice a mis paisanos como parte de un discurso de odio y discriminación que lo llevaron a la presidencia de aquel país, pero que además tienen como finalidad justificar la descomposición de la sociedad norteamericana…Si lo vemos desde esa perspectiva no es muy mala la idea de la construcción de un muro pero no para evitar que los nuestros se vayan para allá sino para detener el flujo de armas a esta nación que suficientes broncas tiene ya…Tan sólo en los primeros 2 meses de este 2018 han ocurrido 16 tiroteos en lo que muchos han perdido la vida y otros tantos lesionados…Para algunos la solución obvia, es controlar la venta de armas, que representa un comercio multimillonario, por lo que la palabra crisis está fuera de su vocabulario…Tan sólo Lockheed Martin, el mayor fabricante mundial de armamento, ingresa cada año más de 34 mil millones de euros y eso es una solamente…Pero ¿por qué la propuesta de Donald Trump de armar a los maestros?…Me queda claro que no es para acabar con la violencia, sino según él para que sepan que también los maestros  pueden matar, como si los tiradores en la más de las veces salieran con vida…Ni siquiera puedo achacarle la autoría de la idiota propuesta a Trump, ya es añeja y no ha prosperado…Pero, ¿por qué más armas en lugar de mayor control?…Para nadie es un secreto que Estados Unidos es el centro de negocios de la industria de la guerra y las concesiones de campaña de los contratistas militares son vitales para alcanzar la Casa Blanca…Es por lo mismo que las soluciones están dividas, ya que para los interesados, el control en la venta de armas, está descartado y proponen más y mejores acciones en materia de salud mental…Por lo tanto, para alguien que ha demostrado no ser el ente más pensante a menos que se trate de dinero, el problema de las matanzas en las escuelas norteamericanas, se puede solucionar armando a los profesores…Entonces, para acabar el problema es una simple ecuación: más armas en lugar de menos armamento…Algunos estados norteamericanos la han aprobado como Michigan donde existe una ley que permite la portación de armas ocultas por parte de profesores de primaria y secundaria; iglesias, guarderías y eventos deportivos…En la Florida, Indiana, Pensilvania, Mississipi, Carolina del Sur y Virginia Occidental ya se debaten leyes similares…Claro, armar a más gente es hacer jugoso el caldo para los fabricantes…Donald Trump asegura que una escuela libre de armas es un imán para gente mala…¿Neta?…