ALEJANDRA MUNGUÍA CAMBRÁN

Me cuesta trabajo aceptar que en estos tiempos aún sea el dedo del partido en el poder, el que decida quien se va o quien se queda en un espacio informativo, por una simple y sencilla razón, el único perjudicado será él mismo, porque nada de lo que diga o haga  convencerá a la opinión pública de lo contrario y no lo bajarán de un represor y de coaccionar la libertad de expresión, si es que eso existe…Pero tampoco creo en las coincidencias…Hay muchas otras maneras de darle en la torre a un medio de comunicación, nada más se le cierra la goteante llave del dinero y adiós nicanor, no hay nada que hacer al respecto…Para nadie es un secreto, guste o no, que los periódicos, la radio, la televisión y en la actualidad hasta las páginas web son empresas privadas que subsisten gracias a la publicidad tanto oficial como privada y  ambas cada vez son más limitadas…Hubo tiempos de bonanza, donde el dinero se repartía a manos llenas y nadie que lleve años en estos gajes puede decir que miento…Claro, no todos los  medios de comunicación son medidos con la misma vara, dependiendo del sapo es la pedrada…Esos días en los que a  la prensa se le consideró el cuarto poder, son tan sólo un vago recuerdo…Efectivamente, en antaño quien poseía la información tenía el poder, pero como todo, se abusó tanto de ese privilegio y se le dio tan mal uso, que ahora les vale un reverendo cacahuate lo que digan o dejen de decir de ellos…¿De verdad, aún hay quien cree que a base de periodicazos puede obtener algún beneficio?…Pondrán voltear a verlo, señalarlo con el dedo, por algún tiempo murmurar a sus espaldas, pero en estos tiempos de intolerancia y de baja o nula credibilidad, a un político tacharlo de represor no es muy conveniente y mucho menos cuando se aproximan procesos electorales…Ser líder de opinión es no sólo un privilegio, también una responsabilidad; porque no es tratar de manipular a las masas como lo han intentado en reiteradas ocasiones un Pedro Ferriz de Con (a quien ya perdimos) o la misma Carmen Aristegui, sino emitir puntos de vista para que cada quien sea capaz de forjarse su propio juicio…Todo lo anterior, es tan sólo el preámbulo para decir que me sorprende la salida del aire del que considero el último gran líder de opinión de estos tiempos y no por mentarle la madre al Jefe del Ejecutivo o llamarle pendejo en un auditorio repleto de estudiantes; o por poner al descubierto residencias que siempre han existido pero consecuencia de la manipulación informativa la opinión pública pegó de brincos… Claro que me sorprendió la salida de Leonardo Curzio de la Primera Emisión de Enfoque Noticias, pero más aún las razones que dio para renunciar…A decir de él mismo fue que le solicitaron despedir a sus contertulios de los jueves: Ricardo Raphael y María Amparo Casar, también presidenta ejecutiva de la Organización Mexicanos contra la Corrupción, que desde mi punto de vista su documentación sobre la galopante corrupción e impunidad puede ser más dañina que hablar de las iniciativas del PRI y su dirigente Enrique Ochoa Reza para eliminar totalmente el financiamiento público a los partidos y quitar, de plano, a todos los legisladores plurinominales…Las opiniones vertidas aquel jueves 28 fueron parejas para todos los partidos políticos, pues si mal no recuerdo, también hablaron del  teje maneje del Frente Ciudadano por México, conformado por el PAN, PRD y MC -menos por ciudadanos- y de Morena… En entrevista con El Universal,  Edilberto Huesca, presidente de Núcleo Radio Mil, argumentó que los despidos de Ricardo Raphael y María Amparo Casar respondieron a una reestructuración de la empresa…Me parece absurdo, pero se lo achacan a esos comentarios, los cuales pueden hacer en otros espacios informativos…Sean peras o manzanas, salió del aire…

PUNTO Y APARTE…

A partir de este 15 de octubre, esta legendaria y antiquísima columna será publicada también, quincenalmente, en el periódico Propuesta…Mi agradecimiento para su directora general, Rocío Aldana Monroy por su buen gusto…