ALEJANDRA MUNGUÍA CAMBRÁN

Si con el reto de conseguir 866 mil 593  firmas en un país con una lista nominal de 82.2 millones de personas (se me hacen muchos, pero eso dice el INE), los aspirantes a la candidatura independiente a la presidencia de la República se están ahogando, me pregunto si  ¿de verdad se sienten capacitados para conducir las riendas de un país, el cual no tiene una bronca diaria, sino miles?…Los aspirantes independientes se la han pasado lloriqueando y ya los escucho culpando al Instituto Nacional Electoral por no haberles apoyado con prerrogativas tal y como lo hacen con los partidos políticos…Lo que me cuestionó es que parte de INDEPENDIENTES no ha quedado claro…El prefijo “in” significa no, eso quiere decir que no dependen de nada ni de nadie, por eso son independientes ¿o me equivoco?…Ahora bien, si no sabían en la que se metían mucho menos han dimensionado las necesidades y problemas de un país con más de 129.1 millones de habitantes…¿Qué creían que el camino iba a estar libre de obstáculos?, pues aún están en pañales, porque  lo que se pretende es que comprueben una representatividad mínima y no abrir las puertas de par en par a cualquiera que nada más porque tiene en anhelo de que su fotografía aparezca en las boletas electorales…Tan sólo les está solicitando el 1% de la lista nominal de electores para acceder a la competencia….Ante los constantes lloriqueos, el INE dobló las manos y les da una semana más para recolectar adhesiones, que no creo que haga la diferencia…Además autorizó el uso de papel y fotocopias en aquellas zonas donde la cobertura de la telefonía móvil resulta precaria y el app se ve limitada…Considero, que a pesar de todo, lo que sucede en realidad es que la  ciudadanía no se encuentra preparada para el cacareado cambio…Además, aquellos que piensan que no requieren del apoyo económico y de las bases de militantes de un partido político para alcanzar el triunfo están verdes…También es cierto que algunos candidatos independientes lo han logrado, lo cual se les reconoce, pero una elección federal del tamaño de la presidencia de la República es otro cantar… Repito, si las puertas se les cierran para alcanzar el 1 por ciento del apoyo ciudadano, difícilmente pueden estar a la altura…