ALEJANDRA MUNGUÍA CAMBRÁN

Por ahí dicen que uno jamás se arrepiente de guardar silencio, pero sí de hablar…No estoy muy de acuerdo en ello, le voy más a eso de más vale una colorada que varias descoloridas…Sin embargo, en la actualidad hay más de dos están más que arrepentidos de haber abierto la bocina o haberse dejado llevar por el calor del momento sin tomarse unos segundos para reflexionar de las consecuencias de abrir las bocinas…En esta situación, seguro se encuentran el candidato de la coalición  PAN-PRD, Ricardo Anaya como el de Morena, López Obrador …El primero, el haber hecho pública la magnífica opinión que tiene en torno a la persona de  José Antonio Meade, la cual está siendo utilizado en contra del panista, bien dicen que el pez por su propia boca muere…En la misma situación debe encontrarse el tabasqueño que seguro se pregunta en qué momento se le ocurrió nombrar como su coordinadora de campaña de Tatiana Clouthier, quien ya hizo del dominio nacional que tiene dudas sobre el hombre idóneo para llegar a Los Pinos, pues al preguntarle a Meade Kuribreña a quien sugiere para ocupar ese puesto habla de que ni siquiera ella misma cree que su “jefecito santo e inmaculado” tenga el perfil, los conocimientos y las agallas para hacerlo…Eso por un lado y por el otro, gracias a sus dudas al respecto, le dio el grito de campaña a José Antonio Meade, sin necesidad de que tuviera que erogar millones de pesos en estrategas : “Yo mero seré presidente”…Después de 60 días de precampaña y para quienes tenían sus dudas sobre el candidato apoyado por el PRI más no del tricolor, José Antonio Meade, por fin comienza a creérsela…En su cuenta de twitter, Meade Kuribreña , envió a las redes sociales un mensaje del que seguramente esperaban un sinfín de respuestas pero no de quien vino una: “México necesita un Presidente serio. Un profesional que sepa enfrentar los retos internos y externo, que garantice estabilidad económica y certidumbre jurídica”…Obviamente era una arma de doble filo y él, o quien maneja sus redes, debieron prever que iba a haber de todo; lo que nunca esperaron fue que Tatiana Clouthier,  preguntara por la misma vía. “¿A quién propone?”…La respuesta: “#YoMero”…Y así como logró sacudirse esa imagen de niño bueno, incapaz de hacer trizas a sus adversarios, debería encontrar la forma de desligarse del PRI como partido en el poder; posiblemente de la misma manera en que en algún momento lo hiciera Luis Donaldo Colosio Murrieta,  quien si era militante,  porque ese es, su principal negrito en el arroz, tiene la posibilidad de hacer la diferencia sin vender espejitos…