JOSÉ ÁNGEL GALINDO MONTENEGRO

Si hay una institución que admiro y respeto es, precisamente, el Politécnico Nacional. Lo que esta sucediendo internamente se manejó mal y las consecuencias no se han hecho esperar. Los comentarios que recibí son los que usted conocerá en estos precisos momentos, de alta tensión en la comunidad estudiantil  guida-blanco.

Existe malestar, por la forma en que se dieron a conocer estas reformas,”en lo obscurito” como me lo comentan jóvenes de la ESIA. Sin  lugar a dudas que el Consejo General del IPN equivocó la forma de darlas a conocer, pues los futuros profesionistas se sienten afectados por el cambio interno en la estructura básica de su carrera.

En días pasados el CGC aprobó 240 artículos que dan forma al nuevo reglamento y que sustituyen por decirlo de alguna manera a los de 1998. Ante la UPIICSA y la ESIME decidieron apoyar a la Escuela Superior de Ingeniería y Arquitectura (ESIA) en  el paro hasta  no  conocer  el fondo y objetivo  del  nuevo  reglamento.

La marcha de ayer reunió a más de 10 mil estudiantes de esta prestigiada institución educativa del país. Pues consideran que se ven  afectados sus  planes de estudios con  estas nuevas disposiciones. Estudiantes, maestros, y trabajadores exigieron que se de marcha atrás a estas Reformas,ya que, dicen, van en contra de los ideales educativos del Politécnico.

Ya se escuchó la voz de su directora general, Yoloxóchitl Bustamante, quién ha pedido una tregua, con el fin de darlo a conocer en cada uno de sus puntos al afectado conglomerado de la institución. En apariencia, se aceptó y una comisión representativa de ambas partes, se sentará para conocer primero y conciliar después, este conflicto interno.

Estudiantes comentan, que de llegar a aceptarse, es un paso que dará la institución para una futura privatización y eso no lo permitirán, pues basta recordar que la mayoría de sus estudiantes,  no de ahora sino desde sus inicios el Politécnico ha tenido en sus aulas a jóvenes provenientes de familias humildes.Un orgullo,  porque en áreas específicas son los mejores.

Curiosamente este conflicto, se presenta a unos días de un aniversario de aquella matanza en Tlatelolco en 1968, en donde fueron masacrados no solo estudiantes sino mujeres, ancianos y niños. El escenario está puesto, para que todo el estudiantado en general apoye a los guinda y blanco, para la no aprobación de estas reformas.

No tardarán otras escuelas pertenecientes a este IPN, en  unirse a  la causa de sus hermanos mayores ESIA, ESIME, UPIICSA y continuar el paro hasta llegar como lo dije a una decisión que no afecte los intereses educativos de los alumnos. Todo cambio debe estar generado para beneficiar a toda la población estudiantil. Hoy las cosas no son así.

Deseamos que este conflicto sea resuelto a la brevedad, ya que un paro generalizado, traerá consecuencias graves para ambas partes. ¡Y sí…Politécnico…Politécnico…gloria…!