JOSÉ ÁNGEL GALINDO MONTENEGRO

Por terminar el año y haciendo un análisis de lo que ha sido hasta ahora el trabajo del Jefe de Gobierno del DF, Miguel A.Mancera y sus distinguidos colaboradores en las 16 delegaciones, podemos describirlo en una  sola  palabra: FATAL.

Mancera deslumbró a los capitalinos con sus promesas de cambio y participación ciudadana y esto no lo ha cumplido cabalmente. La muestra reciente es la autorización indiscriminada al costo del boleto del Metro, aunque su comparsa, Joel Ortega, da la cara, todos sabemos que la orden fue del hombre que barrió en las elecciones pasadas para el puesto de Jefe de Gobierno.

Nos fuimos con la finta y lo estamos pagando y apenas es el comienzo de lo que vendrá para el  2014: más alzas, lo cual en unos días más quedará comprobado. De sus  delegados ni a cual irle, todos consumados corruptos que solo ven por su bienestar. Mauricio Toledo, a las primeras de cambio, presuntamente, pidió una cantidad para permitir la construcción de una obra.

En Miguel Hidalgo, el ya  conocido VIP, Víctor Hugo Romo Guerra, más que delegado, parece querer emular las hazañas de uno de sus directores (Juan Carlos Bonet) pues le encanta ser la estrella de la obra. Este gris funcionario, en lugar de apoyar a escuelas o realizar obras en beneficio de su delegación, se la vive organizando eventos de jazz en un teatro al aire libre de Polanco, y costosas visitas  a restaurantes de esta misma  zona.

Maricela Contreras en Tlalpan, trae sobre su espalda la sombra tenebrosa  de la corrupción, bajo el mando de algunos empleados de toda su confianza. Se comenta que pide dinero para no clausurar establecimientos. Ella  lo niega, pero pronto se verá cuál es la verdad.

Norma  Arias en  la  Gustavo A. Madero, quiere la construcción de más ciclopistas, situación que ha alterado a sus gobernados, ya que ellos mismos consideran que con una es suficiente y no necesitan otra. Los dueños de comercios trinan porque sus ventas han bajado,es más, muchos de ellos ya no cargaron ni los peregrinos, pues  los tronaron económicamente en su negocio.

En las delegaciones de Cuajimalpa y Benito Juárez, como no son del equipo se están cuidando, pero eso no quiere decir que no haya corrupción, la hay y los delegados lo saben o participan en ellas. En Xochimilco, también llevan agua para su milpita, pues Miguel A. Cámara Arango, ha dado de que hablar y no es nada bueno.

Y podria seguirle, pero no tiene caso, porque siempre salen con su clásico dicho estúpido: “que  lo comprueben”. Si se los llegan a comprobar, estos buenos funcionarios, toman represalias contra quienes los denuncian. Que le pregunten a los afectados por Mauricio Toledo, que les sucedió, aparte de las constantes amenazas.

Y así son la  mayoría, tienen poder y hacen mal uso de el, por eso ganaron, por eso están ahí. Pero aquí hay uno que sí les puede poner freno y se llama Miguel Mancera, sin embargo, y a pesar de los escándalos no ha hecho absolutamente nada. Y como se ven las cosas ni hará.

Una cosa es segura, si Mancera no rectifica no estará ni en uno ni en otro partido, porque su imagen llegará desgastada, rota, sin nada que ofrecer. Aún teniendo el apoyo del jefe del Ejecutivo, no llegaría al objetivo que tiene en mente….el 2018.

A todos nuestros lectores: Paz, felicidad, salud y trabajo para  el ya cercano 2014.